Los Cinco errores fatales del Microblading

Los Cinco errores fatales del Microblading

El Microblading es tendencia y es un proceso que sin duda alguna deja resultados más que envidiables. Con este, se puede conseguir cejas con un diseño perfecto y cuyo efecto 3D hace que nadie se atreva a cuestionar la naturalidad del resultado. 

Sin embargo y a pesar de todas las ventajas que representa este maquillaje semipermanente, es necesario tener algo de cuidado en lo que respecta a su proceso. Es por ello que a continuación exponemos cinco de los errores fatales del Microblading.

errores fatales del Microblading

 

Mucho cuidado con el pigmento

Para quienes no desean acabar con cejas arcoíris, es necesario prestar bastante atención al pigmento. Aquel que debe emplearse está homologado y posee los registros sanitarios correspondientes. Por lo que al momento de la sesión lo más recomendado es que pidas que te muestren dichos pigmentos, o que te digan la marca que va a ser usada.

Para confirmar que todo esté de acuerdo a la norma, estos deben venir en monodosis de 2 ó 3 mililitros, algo que garantiza su esterilidad. Y no solo es sobre salud, sino sobre apariencia porque puedes acabar con las cejas de color naranja o azul como suele ocurrir en la micropigmentación. Debido a que es una técnica superficial, cuando pasen unos meses el color que en un inicio era moreno, se convertirá en azul. Por lo que debes desconfiar de quien use el color negro, debido a que está prohibido en la técnica de microblading.

 

No te confíes con el diseño de las cejas

Uno de los pasos fundamentales para unas cejas hermosas, es su forma. Por lo que es fundamental que al momento de realizar esta técnica, realicen un correcto diseño de las cejas antes de iniciar el tratamiento. 

De no hacerlo es posible que tu expresión quede estropeada o que la forma no encaje con tu rostro. Es por ello que los auténticos profesionales disponen de las adecuadas herramientas de diseño, las cuales deben mostrarte antes de iniciar el tratamiento.

 

Analiza muy bien las ofertas y precios demasiado baratos 

Si buscas por internet encontrarás cientos de promociones acerca de personas que van a tu domicilio a realizar un microblading a un precio muy bajo. A pesar de incluir el desplazamiento y el retoque que es necesario aplicarse después de un mes, el precio sigue siendo bajo. Pero en estos casos hay que desconfiar.

Si se es realista, el uso de materiales homologados y profesionales, así como un tratamiento tan delicado y especifico, tiene un precio que no puede considerarse como barato. Por lo que debes tener mucho cuidado en estos casos, recuerda que dejarás tu rostro y el aspecto en los siguientes meses en manos de alguien que puede no ser un profesional.

 

No recibas micropigmentación por microblading

La micropigmentación y el microblading son ambas técnicas que trabajan en el diseño de las cejas, pero con un procedimiento diferente. Pero eso no impide que muchas mujeres hayan sido engañadas al recibir el primer tratamiento pensando y pidiendo recibir el segundo. 

Es por ello que es importante aclarar lo que se desea, que es un resultado natural y con efecto 3D realizado a mano.

Infórmate y no tengas miedo de preguntar todo lo que sea necesario

Debido a la importancia de someterse a este tipo de tratamiento, lo más sensato es informarte bien acerca del procedimiento, pero no solo eso sino también buscar el lugar ideal para realizarlo. Para esto debes buscar sitios con referencia, el mejor caso es aquel donde el profesional es experto en diseño de miradas y especializado en microblading.

Para reflexionar con respecto a este punto ten en consideración que cualquiera, sin ser profesional del sector, puede obtener un título en un curso de apenas 2 días. Por lo que es algo a considerar. Además no hay que olvidar que se hacen pequeños cortes en tu ceja para ir depositando el pigmento. Así que es necesaria bastante destreza para obtener resultados con efecto 3D. Y que en estas condiciones es sencillo cometer errores, en especial si se considera además que será necesario trazar pelo a pelo y hacerlo en la dirección adecuada.

Para finalizar, no debes olvidar que pasado un mes se realiza un retoque, y que pasado un año es aconsejada una revisión. Dicha revisión tiene la finalidad de mantener las cejas en un estado perfecto. También con el tiempo el pigmento irá desapareciendo hasta volver a tener la ceja original. Si el dolor te preocupa, es cierto que genera molestia, pero una soportable sí se le compara con el resultado que será obtenido al final.